http://www.communitytissue.org/es/uploads/images/TitleImages/DR4.png

Religión y donaciones

Donación de tejido

Adventista del Séptimo Día

Los adventistas del Séptimo Día fomentan encarecidamente la donación y el trasplante. Tienen muchos hospitales de trasplantes, incluido Loma Linda en California. Loma Linda se especializa en trasplantes cardiacos infantiles.

Ame y Ame Zion (Episcopal Metodista Africana)

La donación de órganos, ojos y tejido es vista por estas denominaciones como un acto de caridad y amor al prójimo. Ellos alientan a sus miembros a favorecer la donación como una manera de ayudar a otros.

Amish

Los Amish consentirán al trasplante si creen que es para el bienestar del receptor del trasplante. John Hostetler, renombrada autoridad mundial de la religión Amish y profesor de antropología de la Universidad Temple en Filadelfia, dice en su libro, Amish Society, “Los Amish tienen la creencia de que dado que Dios es el creador del cuerpo humano, es Dios quien cura. Sin embargo, nada en su interpretación de la Biblia prohíbe a los Amish usar los servicios de la medicina moderna, incluyendo cirugía, hospitalización, trabajo dental, anestesia, transfusiones de sangre o inmunización".

Asamblea de Dios

La Iglesia no tiene una política oficial en cuanto a la donación de tejidos y órganos. La decisión de donar se le deja al individuo. La denominación apoya en gran medida la donación.

Bautista

Aunque los bautistas creen en general que la donación de tejidos y órganos, y el trasplante son en última instancia asuntos de conciencia personal, la denominación protestante más grande del país, la Convención Bautista del Sur, aprobó una resolución en 1988 animando a los médicos a solicitar la donación de órganos en las circunstancias apropiadas y a "...fomentar el voluntariado relacionado con la donación de órganos en el espíritu de la corresponsabilidad, la compasión por las necesidades de los demás y el alivio del sufrimiento". Otros grupos bautistas han apoyado la donación de tejidos y órganos como un acto de caridad y dejan que el individuo tome la decisión de donar.

Budismo

Los budistas creen que la donación de tejidos y órganos es un asunto que debe dejarse a la conciencia del individuo y asignan un alto valor a los actos de compasión. El Reverendo Gyomay Masao, presidente y fundador del Templo Budista de Chicago, dice: "Nosotros honramos a aquellas personas que donan sus cuerpos y órganos para el avance de la ciencia médica y para la salvación de vidas". Se destaca la importancia de informar a sus seres queridos cuáles son sus deseos.

Catolicismo

Los católicos ven la donación de tejidos y órganos como un acto de caridad y amor. Los trasplantes son aceptables para el Vaticano desde el punto de vista moral y ético. De acuerdo con el Padre Leroy Wickowski, director de la Oficina de Asuntos de Salud de la Arquidiócesis de Chicago: "Fomentamos la donación como un acto de caridad. Es algo bueno que puede resultar de una tragedia y una manera en que las familias encuentren consuelo al ayudar a otros". En 2000, el Papa Juan Pablo II declaró: "Existe la necesidad de inculcar en los corazones de la gente, sobre todo en el corazón de la generación joven, una apreciación genuina y profunda de la necesidad de amor fraternal, un amor que puede encontrar expresión en la decisión de convertirse en un donante de órganos".

Ciencia Cristiana

La Iglesia de Ciencia de Cristo no tiene una posición específica con respecto a la donación de órganos. De acuerdo con la Primera Iglesia de Ciencia de Cristo en Boston, los Científicos Cristianos normalmente dependen de medios espirituales en lugar de medios médicos para la curación. Sin embargo, son libres de elegir cualquier tratamiento médico que deseen; incluidos los trasplantes. La cuestión de la donación de tejidos y órganos es una decisión personal.

Episcopal

La Iglesia Episcopal aprobó una resolución en 1982 que reconoce los beneficios de vida de la donación de órganos, sangre y tejidos. Se anima a todos los episcopales a convertirse en donantes de órganos, sangre y tejidos "...como parte de su ministerio a otros en el nombre de Cristo, que dio su vida para que tengamos una vida plena".

Evangélica Conservadora Independiente

En general, los evangélicos no se oponen a la donación de tejidos y órganos. Cada iglesia es autónoma y la decisión de donar depende del individuo.

Hinduismo

Según la Sociedad Templo Hindú de Norteamérica, la ley religiosa no prohíbe que los hindúes donen sus órganos. Este acto es una decisión del individuo. H. L. Trivedi, en Transplantation Proceedings, declaró que: "la mitología hindú tiene historias en las que las partes del cuerpo humano se usan para el beneficio de otros seres humanos y de la sociedad. No hay nada en la religión hindú que indique que las partes de los seres humanos, vivos o muertos, no se puedan usar para aliviar el sufrimiento de otros seres humanos".

Iglesia Cristiana (Discípulos de Cristo)

La Iglesia Cristiana fomenta la donación de tejidos y órganos, declarando que fuimos creados en la gloria de Dios y para compartir el amor de Dios. Una resolución de 1985, aprobada por la Asamblea General, alienta a "...los miembros de la Iglesia Cristiana (Discípulos de Cristo) a inscribirse como donantes de órganos y en oración apoyar a aquellos que han recibido un trasplante de órganos".

Iglesia de los Hermanos

Aunque las denominaciones de los Hermanos no han tomado una posición oficial, de acuerdo con el Pastor Mike Smith, hay un consenso entre la Fraternidad nacional de los Hermanos de la Gracia de que la donación de tejidos y órganos se considera un acto caritativo siempre y cuando no se impida la vida ni se acelere la muerte del donante y no provengan de un niño no nacido.

Iglesia Mormona (Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días)

La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días considera que la decisión de donar es personal y se debe tomar en conjunto con la familia, el personal médico y la oración. No se oponen a la donación.

Iglesia Unida de Cristo

El reverendo Jay Lintner, director de la Oficina en Washington de la Oficina de la Iglesia Unida de Cristo para la Iglesia en la Sociedad, afirma: "Las personas, iglesias y agencias de la Iglesia Unida de Cristo apoyan en extremo y de forma abrumadora la compartición de órganos. El Sínodo General nunca ha hablado de este tema, porque, en general, el Sínodo habla sobre temas más controvertidos y no hay controversia acerca del intercambio de órganos, así como no hay controversia sobre la donación de sangre en la denominación. Aunque el Sínodo General nunca ha hablado sobre la donación de sangre, se han instalado salas de donación de sangre en varios Sínodos Generales. Del mismo modo, cualquier esfuerzo organizado para hacer que los delegados del Sínodo General o las iglesias individuales firmen tarjetas de donación de órganos se encontrará con respuestas generalmente positivas".

Islam

La religión de Islam cree en el principio de salvar vidas humanas. Según A. Sachedina en su artículo Islamic Views on Organ Transplantation (Puntos de vista islámicos sobre trasplante de órganos), publicado en Transplantation Proceedings (1990), "...la mayoría de los eruditos musulmanes pertenecientes a diversas escuelas de la ley islámica han invocado el principio de prioridad de salvar vidas humanas y han permitido el trasplante de órganos como una necesidad para procurar ese noble fin".

Judaismo

Las cuatro ramas del judaísmo (ortodoxa, conservadora, reformada y reconstruccionista) apoyan y fomentan la donación. Según el rabino ortodoxo Moisés Tendler, presidente del Departamento de Biología de la Universidad Yeshiva en Nueva York y presidente de la Comisión de Bioética del Consejo Rabínico de América: "Si uno está en la posición de donar un órgano para salvar la vida de otro, es obligatorio hacerlo, incluso si el donante no sabrá nunca quién será el beneficiario. El principio básico de la ética judía --'el infinito valor del ser humano”-- también incluye la donación de córneas, ya que la restauración de la vista se considera una operación que salva vidas". En 1991, el Consejo Rabínico de América (Ortodoxo) aprobó como permisibles, e incluso necesarias, las donaciones de órganos procedentes de pacientes con muerte cerebral. El movimiento reformista ve el programa de trasplantes favorablemente y el Rabino Richard Address, director del Comité de Bioética de la Unión de Congregaciones Hebreas Americanas y el Comité para Adultos Mayores, afirma que "los materiales de la responsa judaica proporcionan un enfoque positivo y, por lo general, la comunidad judía de la Reforma de Norteamérica aprueba el trasplante".

Luterana

En 1984, la Iglesia Luterana de América aprobó una resolución declarando que la donación contribuye al bienestar de la humanidad y puede ser "... una expresión de amor sacrificial por un vecino necesitado". Esta iglesia hace un llamamiento a los miembros a considerar la donación de órganos y hacer los arreglos familiares y legales necesarios, incluido el uso de una tarjeta de donante firmada.

Menonita

Los menonitas no tienen una posición formal sobre la donación, pero no se oponen a ella. Consideran que la decisión de donar depende del individuo y de la familia.

Metodista Unida

La Iglesia Metodista Unida emitió una declaración de política relacionada con la donación de tejido y órganos. En ella, declaran que: "La Iglesia Metodista Unida reconoce los beneficios dadores de vida de la donación de tejidos y órganos y, por lo tanto, anima a todos los cristianos a convertirse en donantes de tejidos y órganos firmando y llevando consigo tarjetas o licencias de manejo que demuestren su compromiso de donar esos órganos tras su fallecimiento, a los necesitados, como parte de su ministerio a otros en el nombre de Cristo, que dio su vida para que nosotros tengamos vida en abundancia". Una resolución de 1992 afirma: "La donación debe fomentarse, asumiendo las garantías adecuadas contra acelerar la muerte y para la determinación de la muerte por criterios fiables." La resolución afirma además: "Las personas que brindan atención pastoral deben estar dispuestas a explorar estas opciones como una parte normal de la conversación con los pacientes y sus familias".

Morava

La Iglesia Morava no ha hecho declaraciones relacionadas con la donación o el trasplante de tejidos y órganos. Robert E. Sawyer, presidente de la Conferencia Provincial de Ancianos, Iglesia Morava de América, Provincia Sureña, expresa, "no hay nada en nuestra doctrina o principios que impida que un pastor moravo ayude a una familia a tomar la decisión de donar o no donar un órgano". Es, por lo tanto, una cuestión de decisión personal.

Ortodoxa Griega

De acuerdo con el Reverendo Dr. Milton Efthimiou, director del departamento de Iglesia y Sociedad de la Iglesia Ortodoxa Griega de Norte y Sudamérica: "La Iglesia Ortodoxa Griega no se opone a la donación de órganos, siempre que los órganos y tejidos en cuestión se usen para mejorar la vida humana, es decir, para el trasplante o para la investigación que llevará a mejoras en el tratamiento y prevención de enfermedades".

Pentecostal

Pentecostals believe that the decision to donate should be left up to the individual.

Presbiteriana

Los presbiterianos fomentan y apoyan la donación. Respetan el derecho de las personas para tomar decisiones en cuanto a su propio cuerpo.

Sintoísta

En el sintoísmo, el cuerpo muerto se considera impuro y peligroso y, por lo tanto, bastante poderoso. "En el contexto de la creencia popular, lesionar a un cadáver es un delito grave...", según E. Namihira en su artículo, Shinto Concept Concerning the Dead Human Body (Concepto sintoísta en relación al cuerpo humano muerto). "Hasta la fecha, es difícil obtener el consentimiento de las familias en duelo para la donación de órganos o la disección para la educación médica o anatomía patológica. Los japoneses consideran a todas ellas como lesiones a un cuerpo muerto". A las familias con frecuencia les preocupa que no se dañe el itai, que es la relación entre la persona muerta y las personas en duelo.

Sociedad de Amigos (Cuáqueros)

Se cree que la cuestión de la donación de tejidos y órganos es una decisión individual. La Sociedad de Amigos no tiene una posición oficial sobre la donación.

Testigos de Jehová

De acuerdo con la Sociedad de la Torre del Vigía, los Testigos de Jehová creen que la donación es una cuestión de decisión individual. Con frecuencia se supone que los Testigos de Jehová se oponen a la donación debido a su creencia en contra de la donación de sangre. Sin embargo, esto simplemente significa que la sangre debe retirarse de los órganos y tejidos antes de trasplantarse.

Universalista Unitaria

Los universalistas unitarios apoyan ampliamente la donación de tejidos y órganos. Lo ven como un acto de amor y entrega desinteresada.